Paseo de los Lagos

Parque Miguel Hidalgo (Paseo Los Berros)


El parque Miguel Hidalgo, mejor conocido como paseo de los Berros es el paseo arbolado más grande y antiguo de la ciudad; debe su nombre popular a la exuberancia de Berros que anteriormente había. Se distingue por sus altos árboles, su ambiente fresco, tranquilo y lleno de recuerdos infantiles.
Avenida Salvador Díaz Mirón, Calle Hidalgo

Posee un kiosco central en un octángulo de nueve metros de diámetro y ocho y medio de altura. La estatua de Don Miguel Hidalgo y Costilla (Padre de la Independencia de México) se colocó en este paseo en 1953.


Un Poco de Historia
Desde la Colonia, en el lindero sur de la población existía un área verde con manantiales en los cuales prosperaban los llamados berros (Nasturtium officinale), por lo que fue nominada el Pantano de Los Berros y más tarde Laguna de Los Berros; cabe aclarar que se trataba de un territorio más extenso que el predio en que hoy se ubica el parque. Hacia fines del siglo XVIII, se le frecuentaba ya como sitio de recreo. En el siglo XIX adquirió un cariz distinto. Además de área de paseo y convivencia, fungió como una especie de escenario, con carreras de caballos y fiestas sociales y militares, por ejemplo, la recepción a Maximiliano de Habsburgo.

Su actual apariencia es una mezcla de estilos sucesivos; no siempre armónicos. Durante el gobierno de Juan de la Luz Enríquez se delimitó la calzada y el terraplén. En el siglo XX se incorporó un área de juegos infantiles. Sus características distintivas son la vegetación centenaria, un kiosko central y pilastras portamacetones. Las bancas actuales fueron colocadas en la década de los noventa respetando el modelo conmemorativo del centenario de la Independencia.

Una estatua que representa a Miguel Hidalgo y Costilla guiando al pueblo hacia la insurrección independentista, esculpida por Ceferino Colinas, se encuentra en la parte norte del parque. Bustos honrando la memoria de algunos de los ilustres escritores veracruzanos, Josefa Murillo, Rafael Delgado, María Enriqueta y Salvador Díaz Mirón, rodean una de las calzadas.

Sitio de esparcimiento infantil por excelencia, los fines de semana funciona un vehículo simulando ser un tren y se alquilan diversos vehículos, eléctricos y mecánicos, y ponis.

Espacios relacionados
Callejón de la Calavera: Callejuela típica, cuyo nombre proviene de que una de sus casonas fuera usada como paredón de fusilamientos en 1814 por el coronel De Castillo Bustamante. En el siglo XIX fue conocido como el callejón de Las víctimas de la Patria.